¿Qué es un Trastorno Obsesivo-Compulsivo (TOC)?

El TOC es un trastorno caracterizado por pensamientos recurrentes (obsesiones) y rituales (compulsiones) que afecta a la vida diaria de la persona que lo padece ya que no se puede controlar ni detener, por lo que puede llegar a generar mucho sufrimiento o malestar.

¿Qué es un TOC de pedofilia?

Es un trastorno en el que el miedo o pensamiento recurrente se centra en cometer un abuso sexual a un/a menor. Debido al desconocimiento de este tipo de TOC y a la estigmatización de esta atracción, es poco frecuente que los profesionales de la salud mental puedan detectarlo y/o diagnosticarlo.

Es importante tener en cuenta que las personas que sufren este TOC no son pedófilas, esto es, no sienten una atracción sexual por los/as menores. Tampoco suelen excitarse sexualmente con ellos/as, por lo que no debemos confundirlo con la pedofilia.

Pero, exactamente ¿cuáles son las diferencias entre la pedofilia y el TOC de pedofilia?

Mientras que la pedofilia tiene de base una atracción sexual que la mayoría de pedófilos dicen detectar por primera vez en su adolescencia, las personas que sufren un TOC de pedofilia pueden desarrollar este miedo irracional a cometer un abuso sexual a un/a menor en cualquier momento.

Y, ¿cuáles son las semejanzas entre la pedofilia y el TOC de pedofilia?

En ambos casos la culpa está presente, por lo que es frecuente que eviten o minimicen el contacto con los/as menores. Y también pueden experimentar una angustia muy elevada y la posibilidad de desarrollar pensamientos suicidas.

¿Cuál es la diferencia entre pedofilia y pederastia?

Estos dos conceptos suelen confundirse frecuentemente, pero hay que tener en cuenta que no todos los pedófilos son pederastas ni al revés tampoco. La pedofilia hace alusión a la atracción sexual que una persona adulta tiene hacia un/a menor, sin pasar a la acción y, como hemos comentado anteriormente, se puede sentir muy culpable por esa preferencia sexual.

En cambio, la pederastia hace referencia al acto de abusar sexualmente de un/a niño/a que, entre otras razones, puede venir motivado por el deseo de establecer una relación de poder o control sobre éstos/as.

Preguntas recurrentes

Preguntas recurrentes que se hacen las personas que padecen TOC de pedofilia

Algo común entre ellas es hacerse este tipo de preguntas de forma repetida, además del miedo que sienten por que éstas puedan convertirse en realidad.

  • ¿He consumido pornografía infantil porque realmente me siento atraído por este tipo de imágenes?
  • ¿Me atrae este/a niño/a de 10 años que está frente a mí?
  • ¿Estaba mirando a esta/e niña/o de 13 años porque me gusta?
  • ¿Me estoy sintiendo sexualmente excitada/o por esta/e niña/o que aparece en mi televisión?
  • ¿Cómo sé que nunca cometeré ningún abuso?
  • ¿Qué pasa si, un día, realmente me atraen los/as niños/as?
  • ¿Haré algo inapropiado cuando tenga un bebé?

Es frecuente que las personas que se hacen este tipo de preguntas de forma repetitiva se resistan a pedir ayuda ya que es un tema que genera mucho rechazo por parte de la sociedad.

No me atrevo a pedir ayuda porque pensarán que soy un monstruo.

 ¿Qué puedes hacer si crees que necesitas ayuda?

A continuación te facilitamos algunas recomendaciones que pueden ser útiles:

  • Es importante que entiendas la diferencia entre una obsesión y una atracción sexual.
  • Trata de compartir tu malestar con personas que te rodean y, si no es posible, ponte en manos de un/a profesional de la salud mental. Es importante que evalúes qué profesionales tienes a tu alrededor y con cuales os/as puedes sentirte acompañado/a.
  • Identifica cuáles son esos pensamientos recurrentes y los efectos que éstos tienen en tu día a día (ansiedad, insomnio o sentimientos de culpabilidad, entre otros).
  • Para disminuir la sensación de malestar puedes llevar a cabo actividades que impliquen el mindfulness (estar atento a aquello que sucede a tu alrededor) o mantener una conversación con alguna persona de confianza sobre algo positivo, por ejemplo.

Si crees que podemos ayudarte o tienes cualquier duda puedes llamarnos al ☎  93 642 53 81, o envíanos un correo a info@angelblau.com.

Artículo escrito por el psicólogo Joaquim Almeda (vicepresidente de ÂngelBlau) y la psicóloga Berta Valentín (voluntaria en ÂngelBlau)

 

Envía tu opinion