Grupo de Palabras

Consideramos que el diálogo y la comunicación con los pedófilos es la tarea esencial de prevención del abuso sexual infantil.

Es un espacio que permite la asistencia y el encuentro entre víctimas y pedófilos que así lo deseen, y en el que prima la libertad de expresión y el intercambio constructivo.

Algunas personas necesitan hablar de cómo se sienten por este tipo de inclinaciones sexuales

Este método informal fue desarrollado hace más de 20 años en Francia por Latifa Bennari.

La participación en este grupo favorece que los pedófilos rompan el silencio, y no se sientan rechazados ni aislados, y promueve su empatía con las víctimas de abuso sexual, tomando conciencia de la gravedad y de las consecuencias, de cometer un abuso sexual. Este hecho refuerza su posición de abstinencia, o de no actuación.

Hablar y escuchar para entender

Es un espacio que permite la asistencia y el encuentro entre víctimas y pedófilos que así lo deseen, y en el que prima la libertad de expresión y el intercambio constructivo.

En relación a las víctimas, que observen el dolor que su relato despierta en los pedófilos participantes, hace que experimenten un efecto sanador, y ayuda a que empaticen con su sufrimiento.
Lo que hacía que se sintieran culpables, se desvanece o diluye, y pasan a comprender, en esencia, que la responsabilidad total del abuso que sufrieron, es de la persona que abusó de él/ella en su infancia.
También saber que a partir de su relato, pueden estar contribuyendo a evitar posibles abusos a menores, puede ser un mecanismo muy poderoso de empoderamiento para una víctima.

Ver otros servicios

¿Necesitas ayuda?

La acogida, aceptación, y la escucha activa son los elementos fundamentales de nuestro modelo de trabajo. La adaptación a cada caso particular, la flexibilidad que requiera, serán la clave para llevar a cabo el apoyo y la ayuda necesarios.